Con el fin de combatir los altos índices de desnutrición infantil y mejorar la alimentación en diversas comunidades altoandinas de los departamentos de Cusco, Puno y Apurímac, la Fundación Ayuda en Acción ha apostado por la construcción de invernaderos bajo fitotoldos en los que ya es posible cultivar verduras y hortalizas en áreas donde el crecimiento natural de estos cultivos es prácticamente imposible por las bajas temperaturas.

Fitoldo instalado por Ayuda en Acción en la Comunidad de Huaruma, en Mara, Cotabambas en Apurímac. Foto: Ayuda en Acción-Perú.

De esta manera, más de 800 familias de 20 comunidades campesinas de estas regiones han mejorado y  diversificado su alimentación diaria con verduras y hortalizas gracias a los huertos hortícolas bajo fitotoldos.

Los fitotoldos, que son viveros habilitados con plástico agrícola que filtran los rayos solares y que permiten conservar el calor del día para los noches de heladas, se han convertido en una solución para el cultivo de hortalizas y verduras en estas zonas donde los cambios bruscos de temperatura impiden el crecimiento de estos alimentos, indispensables para balancear la dieta familiar y evitar la desnutrición infantil, uno de los grandes problemas en las zonas altoandinas del país.

Por esta razón, la Fundación Ayuda en Acción ha construido hasta la fecha 362 invernaderos bajo fitotoldos en diversas comunidades de la sierra sur donde se está produciendo col, beterragas, apio, zanahoria, coliflor, brócoli y espinaca, entre otras verduras. Este trabajo es parte del proyecto denominado “Implementación de Huertos Hortícolas Familiares bajo Invernaderos” el cual cuenta con el financiamiento del Ayuntamiento de Madrid.

La puesta en marcha de estos invernaderos bajo fitotoldos está siendo liderada especialmente por las organizaciones de mujeres de varias comunidades Puno, Cusco y Apurímac. “Estamos produciendo verduras aquí en Puno. Con este clima  no se puede sembrar al aire libre, pero con los fitotoldos ahora nuestros niños ya comen mejor. Todas las mujeres de mi asociación nos hemos organizado para trabajar el fitotoldo” asegura Damiana Kacha, Presidenta de la Asociación de Mujeres Virgen de la Candelaria de Umachiri, Puno.

Las comunidades donde se ejecuta el proyectos son Ccasacunca y Mantoclla, en Anta;  Ocra, Anansaya, Sunchumarca, en Chinchaypucyo; Pumapuquio, Patahuasi, en en Ccapacmarca; Marcjahui, Pfuisa, Herhuacca, Collpa, en Llusco; Yavina, Chillihuani, y Picutani, Incuta y Cuatro  Esquinas en Santo Tomás, departamento de Cusco. Asimismo en las comunidades Patabamba, Huaruma, Amaru Pata, Púcar, Huayllura y Pisaccasa, en Mara, Cotabambas, Apurímac y en Umachiri, Umasi, Llankacahua, Norte Paylla, Centro Paylla, Uma Collana, en Umachiro, departamento de Puno.

Ayuda en Acción es una organización española de cooperación al desarrollo, independiente, apartidista y aconfesional que trabaja para impulsar cambios estructurales que contribuyan a la erradicación de la pobreza. Con esta finalidad, desde 1981 trabaja para mejorar las condiciones de vida de las comunidades más desfavorecidas mediante programas de desarrollo autosostenibles y campañas de sensibilización e incidencia política.