En el marco del trabajo realizado para la prevención de desastres en la provincia de Chincha, la Asociación Solidaridad Países Emergentes (ASPEm) hizo entrega a la municipalidad provincial de Chincha y al distrito de Alto Larán, oficinas completamente equipadas de Gestión del Riesgo de Desastre y Defensa Civil. En la ceremonia estuvo presente la directora país de ASPEm, María Zevallos, la alcaldesa del distrito de Alto Larán, Ana Sottecani, el alcalde de Tambo de Mora, Juan Ventura, y el alcalde provincial de Chincha, Lucio Juárez; así como, las brigadistas y representantes de la localidad.

Esta entrega se realiza con la finalidad de brindar las condiciones adecuadas a los gobiernos locales, para que promuevan una cultura de prevención de desastres y gestión de riesgos en la provincia. Previamente ASPEm realizó una serie de capacitaciones a más de 150 funcionarios y funcionarias de las municipalidades de la provincia; así como, personal de instituciones públicas y privadas, con el fin de desarrollar sus capacidades en prevención y gestión de desastres, para trabajar de manera conjunta con las comunidades y las plataformas de defensa civil.

Cabe destacar que ya son cinco las oficinas implementadas por ASPEm en esta provincia, que incorporan a las organizaciones de la sociedad civil (con participación de 83% de las mujeres), de esta manera se busca facilitar un trabajo articulado entre los municipios y la población en general. Las oficinas fueron implementadas con mobiliarios, equipos de cómputo, megáfonos, botiquines y equipos de emergencia, entre otros, con un valor aproximado de diez mil nuevos soles.

La Asociación Solidaridad Países Emergentes – ASPEm – es una ONG de la cooperación italiana que está trabajando en Chincha desde las primeras horas de la emergencia, acompañando a la población en el proceso de reconstrucción no solo de lo material, sino, principalmente reconstruyendo las capacidades y equilibrio emocional de los seres humanos de la localidad. Su intervención se focaliza en cinco distritos más afectados (Tambo de Mora, Alto Larán, Chincha Baja, Sunampe y Grocio Prado). Actualmente, ejecuta el proyecto “Chincha Segura y Habitable” con el financiamiento del Fondo Ítalo Peruano.